Lactancia y cesárea

Lactancia materna y operación cesárea

¿Que es la cesárea?

La operación cesárea  tiene su origen del verbo latino caedere, «cortar» efectuar una cisura.
La ley romana prescribía que el procedimiento debía llevarse a cabo al final del embarazo en una mujer moribunda con el fin de salvar al bebé. La ley se llamó lex caesarea, y este término puede ser el origen del nombre.

El mecanismo del nacimiento del bebe es complejo pero inicia con la liberación de hormonas como el Cortisol la cual desencadena una cascada de fenómenos también hormonales y luego el trabajo de parto, desprendimiento de la placenta y posteriormente la producción de leche. Este mecanismo no es exactamente igual en caso de cesárea por lo que se considera que tal vez exista diferencia en la subida de la leche, en ambas circunstancias.
Actualmente la operación cesárea es un procedimiento altamente seguro con los procedimientos llevados a cabo en hospitales con Tecnología de Punta, la Asepsia de la piel previo a la cirugía, con avances importantes de los procedimientos de analgesia y anestesia,  con material quirúrgico de excelente calidad,  mejor control de las infecciones y por supuesto la calidad de la atención del Ginecobstetra quien atenderá el nacimiento de su bebe.
¿Cuándo hay indicación de la cesárea? La verdad las indicaciones de la cesárea aunque son del orden del conocimiento del ginecólogo, las más comunes son descritas  a continuación veremos el trabajo de parto prolongado o distocia
* sufrimiento fetal
* enfermedad materna
* nacimientos múltiples
* mala colocación del bebe, (cabeza hacia arriba en lugar de hacia la pelvis)
* presentación anormal (transversa)
* inducción del trabajo de parto fallida
* parto instrumental fallido
* bebé muy grande (macrosomía)
* placenta muy baja o placenta previa
* estrechez pélvica
* infección intrauterina
* algunas veces, cesárea previa
* problemas de curación del periné, derivados del parto o de la Enfermedad de Crohn, por ejemplo.
* Infección por herpes, VIH, Papiloma humano.
* Indicaciones no médicas

La realidad es que  la incidencia de cesáreas ha aumentado recientemente en el mundo independientemente del sitio donde nazca el bebe. La OMS recomienda que la incidencia de Cesárea no debe ser mayor del 10-15%, España tiene un 25%, y algunos otros países incluido nuestro país más alto que esto.
Hay inquietud por que recientemente se ha dado oportunidad a que la madre decida si quiere que su hijo nazca por operación Cesárea y esto puede marcar una diferencia en  la evolución de la  lactancia materna.

Retardo en el tiempo para que el bebe se prenda al pecho. La alimentación al seno materno debe iniciarse tan pronto cuando nazca tu bebe, se le llama Inicio Precoz, que   se cumple solo en el 58%, la madre recibe apoyo del personal de enfermería y del padre del niño que como binomio ayudara a que la colocación del bebe sea oportuna y adecuada. Se recomienda colocación piel con piel, barriga con barriga, ya que contacto temprano favorece que se prenda pronto estimulando el pecho de la mamá y por lo tanto la bajada de la leche. Una de las dificultades más importantes solo por el hecho de nacer por cesárea es el  limitar el campo de exposición de la madre con el bebe a solo la cara y parte del cuello, esta distancia  impide una buena relación temprana madre-bebe. La recomendación de la OMS es que se complete la lactancia precoz después de cesárea en la primera hora de vida en un 43 % . Se considera que la lactancia precoz después de cesárea tiene dificultades por creencias, procedimientos o prácticas inadecuadas en el hospital.
Una área de oportunidad es que  puede acercarse el bebe a la sala de recuperación,  aunque no todos los hospitales tienen la capacidad de soportar este mecanismo de acción  durante el cual el bebe estaría ya, en el pecho de su madre en cuanto salga de la sala de quirófano y permanezca en la sala de recuperación que podrían ser de 1-2hr aproximadamente si no hay ninguna complicación.

Dolor en la cesárea y desaliento de lactancia

El dolor después de la operación cesárea es relativamente controlado con la aplicación de un catéter epidural que provee de un anestésico en forma continua provocando que el dolor disminuya notoriamente, pero en cuanto este es retirado, el dolor regresa de nuevo a dar molestias y la realidad es que estas molestias en  algunas madres impide acercarse al bebe al pecho a amamantarlo.
El umbral al dolor es variable y algunas madres soportaran el dolor estoicamente mientras otras no lo harán y esto evita el acercamiento del bebe al pecho.  Los analgésicos administrados no tienen ningún efecto en el bebé por lo que puede darle pecho sin temor a dañarlo.
La operación cesárea limita el movimiento de la madre por motivo de la colocación del catéter en la espalda, la madre iniciara a moverse pasando las siguientes horas después de retirarlo.
Es conveniente recordar que la anestesia epidural no deja a la mama dormida sin la ayuda de la administración de un sedante, por lo que sería conveniente que la mamá o el papa pregunten  al Anestesiólogo  que anestesia usará y si le permitirá estar alerta, o pedirle que la deje alerta para prenderse al bebe tan pronto como pueda.

La posición después de la cesárea

La postura de la madre  al amamantar cuando nace por cesárea las primeras horas, es acostada  o semisentada, en las primeras 24-48 horas, pero en cuanto inicia a deambular y se puede sentar y la posición ideal  es sentada en un sillón cómodo con el niño apoyado sobre un soporte que puede ser una almohada evitando el apoyar al bebe sobre la herida quirúrgica ya que será molesto o doloroso, de ser posible levantar un poco las rodillas cómodamente, esto acercara al bebe al pecho impidiendo que la madre este encorvada sufriendo dolor de espalda.
La madre usualmente se queja que le leche baja después del 5 día o hasta una semana después, en las redes sociales, la verdad que aunque la leche tarde un poco en bajar recordar que las necesidades del bebe son mínimas y obviamente la producción de la leche también no es abundante y va una cosa con otra.

Problemas hormonales

Después de una operación cesárea los niveles de dos hormonas  prolactina y oxitocina están más bajos en el nacimiento por cesárea, por lo que se espera que la bajada de la leche sea más lenta, aunque hay dudas de si este retardo se debe a la cesárea misma, el retardo en prenderse al bebe,  a la administración de formula o chupón, o por los fármacos que recibe en este momento.

Problemas emocionales

El stress de la madre después de una cirugía de emergencia, que muchas veces no estaba contemplada, dentro del proceso del nacimiento, puede disminuir la producción de hormonas, como la prolactina.
Se considera que hay un sufrimiento emocional después de la cesárea por las circunstancias en que se lleve a cabo  y la sensación de no haber podido culminar el tan soñado parto vaginal.  Algunas madres tienen un sentimiento de pérdida con la cesárea. Y se ha reportado por la circunstancias que involucran por ejemplo, la indicación de la cesárea, la urgencia de la misma y l miedo a perder al bebe, ocasionar un síndrome de stress postraumático. En las madres con cesárea electiva la aceptación de esta situación llena de conflictos se vuelve menos frágil y con mas adaptación psicológica.  Esta situación emocional mejora al iniciar la lactancia mejorando la autoestima y confianza en si misma.

Cesárea es cirugía de abdomen

La mujer con cesárea tiene 3 veces más posibilidades de abandonar la lactancia después del primer mes, pero si logra darle un mes la probabilidad de abandono es igual que si nace por trabajo de parto.
El cansancio es igual en cesárea que en parto Que tan común es la fatiga después de un trabajo de parto fallido y que culmina en una operación cesárea, es como dicen las mamas como una carrera larga sin tomar agua, Además le agregamos las rutinas del hospital que permiten la toma de signos vitales, administración de medicamentos supervisión  de la lactancia etc.  Que no permiten que la mama descanse adecuadamente. El rol del biberón en el retardo de la bajada de la leche Pero una práctica inaceptable es darle biberón para que la mama descanse esta noche y se recupere, eso retarda las primeras tetadas y el inicio del vínculo.

La pérdida de sangre afecta la lactancia, no se ha demostrado que afecte la calidad de la leche. Opinión de la LLL es que no es tanto la operación cesárea la causante de la disminución de la producción de leche sino la tardanza en la primera tetada.

Soluciones para mejorar la lactancia en caso de Cesárea
a) evitar separación prolongada,
b) favorecer succión temprana,
d) estimular autoestima.

e) ofrecer seguridad,
f) apoyo del entorno familiar,

Prevención:
a)  identificar fallas en la lactancia de un embarazo anteriora y corregirlas para algún otro nacimiento y por supuesto favorecer la lactancia sucesiva.
b) vigilar depresión postpartum y anticiparse dando le manejo adecuado
c) durante el embarazo reforzar la idea de proporcionar alimentación con leche materna a pesar de que el bebe pueda nacer por cesárea.
d) asesorar a la madre al momento del nacimiento del bebe y darle soporte explicándole todos los beneficios de la lactancia a pesar de las dificultades tratando de disuadir de la idea de darle formula.